Los cortados del Pisuerga en Cabezón y San Martín

Esta provincia se encuentra surcada por numerosos ríos, algunos caudalosos como el Pisuerga o el Duero, otros medianos como el Cea o el Duratón y otros más pequeños, tanto que en veranos secos desaparecen, como el Cega o el Sequillo. Por no contar aquellos otros que les ocurre al revés, que sólo aparecen en épocas muy lluviosas, como el Trabancos o el Zapardiel.

Pero otro día hablaremos de ríos, y pasearemos por sus riberas. Hoy solo traemos a colación el amplio valle que el Pisuerga forma antes de entrar en Valladolid, cuando separa la comarca del Cerrato del páramo de los Torozos.

Si hay un sitio especialmente adecuado para contemplarlo, son los denominados Cortados de Cabezón, perfectamente accesibles –incluso en coche- desde la carretera que une Cabezón con Valora la Buena y San Martín de Valvení. En bici se puede ir relativamente bien desde Cabezón. Y digo relativamente porque hay algunos tramos especialmente técnicos, que requieren llevar bien ajustado el casco, protegidas las espinillas y poseer unos huesos flexibles. Bueno, es un recorrido que -en bici- no se lo recomiendo a todo el mundo.

Pero ya accedamos desde abajo –en bici o caminando- o desde arriba, lo importante para divisar horizontes amplios es situarse en el cerral o canto del páramo. Desde allí veremos, en primer término, al perezoso Pisuerga avanzar hacia el suroeste. Un meandro y luego otro.Una curva y otra. No quiere avanzar en línea recta. Y marcha sin prisa. Pero su acción ha conformado estos cortados. A los largo de siglos o milenios, ha ido lamiendo sistemáticamente las tierras y el páramo se desmorona, impotente -sin rocas que le defiendan- a su lenta pero poderosa fuerza. Si de nuestro cerro al Pisuerga hay unos pocos metros, desde el río al páramo de enfrente son varios los kilómetros existentes. Razón por la cual un vasto panorama se abre ante nuestros ojos. Aguas arriba divisamos Dueñas y Venta de Baños, mientras aguas abajo vemos Valladolid.

Más allá del Pisuerga se extienden fértiles tierras de regadío salpicadas por casas de labranza y algunas factorías. El Canal, la línea del ferrocarril, la autovía de Burgos se aprovechan de la llanura para discurrir (al contrario del río) sin curvas ni sobresaltos. También distinguimos el antiguo monasterio de Santa María de Palazuelos. Más lejos, como aprovechando la suave falda del páramo, nos parece distinguir los viñedos de la denominación Cigales. Y salpicando el valle, Cabezón, Cigales, Dueñas…y urbanizaciones que surgen por su especial cercanía a Valladolid.

Los cortados se pueden recorrer por arriba, por el cerral, o bien por abajo, por una senda cerca del río. El panorama es impresionante especialmente por la parte alta, debido al magno panorama dominado.

Ya al final, aguas arriba, antes de convertirse en el valle de Valvení, nos deparan una última sorpresa: los restos de un antiguo poblado, abriéndose después de enterrados para ir cayendo, poco a poco no sólo por el precipicio del tiempo –la Historia no los recuerda- sino por los cortados del Pisuerga.

Bello y romántico a mas no poder.

Ver también Una fuente en el cortado y Peñas de Gozón

Anuncios

Etiquetas: , , ,

4 comentarios to “Los cortados del Pisuerga en Cabezón y San Martín”

  1. lucio Says:

    Los cortados que presumis son de San Matin y no sellaman asi son las peñas de gozon y mirar el termino de cabezon

    • piscatorem Says:

      No, Lucio: hay cortados en el término de Cabezón y en el de San Martín; la primera foto está sacada encima de los cortados de Cabezón y las dos últimas son las peñas de Gozón. Mira los enlaces bajo la última.
      Saludos

  2. Francisco Iglesias Says:

    Los cortados naranjas, en el término municipal de San Martín de Valvení, son mucho más bonitos e impresionantes que los del cerro de Altamira de Cabezón de color gris. También es muy bonita la vista de tenerlos de frente, para ello hay un camino de tierra que sale desde el apeadero de RENFE de Corcos Aguilarejo. Muy interesante. Lo malo que los amargados y bordes propietarios de la preciosa finca de Aguilarejo no te dejen entrar para ver la casa-castillo.

  3. Susana 38 Says:

    pues si, en esos cortados de color anaranjado parece que estas en el cañon del colorado o en alguna pelicula del Oeste.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: