Cañadas Reales y canteras de caliza (de Cuéllar a Rábano)

CuéllarPrimer día de primavera aunque no haya llegado oficialmente. De Cuéllar a Rábano por cañadas reales y vuelta. Sol, temperatura agradable, algo de viento. Y un panorama ancho e profundo, con Guadarrama nevado como telón de fondo. Casi 70 km.

Tomamos primero la Cañada de los Manes, desde las proximidades de Cuéllar hasta cerca de Campaspero. Conserva una anchura variable, se nota claramente que es una cañada, pues una alfombra verde de hierba rala la distingue de las tierras ocres o blanquecinas de labor. La caliza aflora por todas partes y en la vía pecuaria abundan restos de lo que fueron buenas corralizas de piedra, algunas también con restos de chozos.

9 marzo 061

Los Manes enlaza sin solución de continuidad con la Cañada de Martín Abad, que aprovecha el límite entre Campaspero y Olombrada, hoy también entre Valladolid y Segovia. Al principio hay algunos corrales; vimos un pozo con el brocal tallado totalmente en piedra.

Sierra

Y es que esta es otra de las peculiaridades de la ruta. La piedra caliza, su extracción y su  talla. Pasamos junto a las famosas canteras de Campaspero, de las que se extrajo la piedra para construir, entre otros muchos monumentos, la catedral de Valladolid. Enormes piedras ciclópeas provenientes de la capa –aquí de 30 metros de espesor- que recubre el páramo habían sido extraídas, encontrándose ya almacenadas sobre el terreno, a la vista de cualquiera.  También nos acercamos a las mismas canteras: ¡qué curioso, la piedra estaba húmeda y se podía romper con los dedos!

9 marzo 104

Y fuimos, en esta localidad (campo áspero, lo que hemos comprobado en el suelo de las cañadas), a ver un molino de viento con el que se extrae agua para regar; se trata de uno de los pocos que podemos contemplar en la provincia.

Y a partir del término de Canalejas la cañada se llama, sin más, con el genérico de Real Merinera. Todo el trayecto que llevamos fue muy utilizado al final de la edad media y comienzo de la moderna por los ganados mesteños pues enlazaba la sierra de la Demanda con las dehesas de Extremadura.

Molino

A lo largo del trayecto hemos levantado una avutarda –sólo una-, hemos contemplado un águila real e, incluso, también hemos levantado un buitre que se nos dejó acercar unos 40 m. Teníamos duda de que levantara el vuelo, de lo cebado que parecía.

Conforme nos acercamos al Duratón casi se nos olvida por donde vamos, pues de la cañada, ni rastro. El trazado original ha sido absorbido por los campos de cultivo y el rumbos lo mantenemos pero desde el camino.  Al fin, en la asomada de Rábano hay un prado con una caudalosa fuente: ¿qué mejor sitio para comer y –como si fuéramos ganado- sestear?

9 marzo 144

Cerca de esta fuente vimos los corrales de Valdelavid. Curiosos, pues no es normal ver unos muros de casi tres metros en este tipo de construcciones.

La vuelta la hicimos aprovechando alguna carretera, distintos caminos y una cañada real merinera que se trasforma en el cordel de la Comuñera para, finalmente, desaparecer. En uno de los muchos cruces cañariegos había un crucero.

9 marzo 177

Pasamos por Membribe de la Hoz (o sea, ¡qué bien se vive junto a la hoz que forma el arroyo!), cuya iglesia de San Martín posee un artístico ábside románico. Pero lo más impresionante de la vuelta fue, sin duda, el paisaje: un páramo ligeramente hundido hacia el sur nos permitía contemplar un inmenso panorama llano con un fondo nevado en el que resaltaban Somosierra, Peñalara, la Mujer Muerta…

9 marzo 036Y el track de Miguel Ángel.

Anuncios

Etiquetas: , , , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: