Un páramo y dos valles desde La Cistérniga

29 noviembre 007Esta mañana la gélida niebla inundaba nuestros valles. Palencia, Valladolid y Zamora estaban sumergidas en ella. Sin embargo, la semana pasada había sido luminosa como pocas, sin nieblas ni nubes.

Así que ayer, domingo, salimos a primera hora. El campo estaba escarchado y los charcos con hielo. A veces, los ciclistas nos ponemos un periódico bajo la chaqueta cuando hace frío y hay que afrontar una larga cuesta abajo. Pero esta vez para nosotros duró poco la helada, pues fue empezar a subir la Cuesta Larga desde La Cistérniga y entrar en calor. Como su nombre indica, esta cuesta es prolongada y -por tanto- relativamente suave, pues en dos kilómetros superamos un desnivel de 100 metros. El sol y las cuestas son los mejores abrigos.

Las Mamblas entre neblina

Las Mamblas entre neblina

Arriba nos presentamos en las Tres Rayas –La Cistérniga, Valladolid y Renedo- desde donde tenemos una magnífica visión del final del valle Esgueva, con Valladolid incluida. Pero es que continuamos rodando y nos vamos al otro valle, al del Duero, donde el panorama no es menos magnífico, con las desafiantes Mamblas que separan al Jaramiel del Duero. Aquí vemos a este río flanqueado por los últimos páramos, pues precisamente entre Herrera y Tudela se libera de ellos.

Rodamos durante unos pocos kilómetros por la cañada real Leonesa disfrutando del sol para tomar dirección Tudela entre el páramo de la Negra y el de los Robles. (Ni vemos a la Negra ni tan siquiera a uno sólo de aquellos robles). Es una cuesta complicada y muy inclinada al principio, pero luego con buen firme. Nos dejamos caer por donde antaño se levantó la localidad de Santa Cecilia, de la que no quedas restos.

De velta

De vuelta

Finalmente, el Canal del Duero –sus aguas no suelen estar transparentes, como lo están hoy- nos lleva hasta el cruce del camino de Herrera a La Cistérniga, y lo tomamos hacia el norte.

¡Sin alejarnos de Valladolid hemos dado un agradable paseo de casi 30 km!

El recorrido

El recorrido

Anuncios

Etiquetas: ,

3 comentarios to “Un páramo y dos valles desde La Cistérniga”

  1. Gaudencio Busto Says:

    Corto se nos ha hecho el recorrido, pero ha bastado para recordarme como un “experto en lenguaje rural” preguntaba por el significado de mambla. Espero que “Las Mamblas entre neblina” le sirva de orientación.

    Que siga mi disfrute.

  2. Javier Says:

    La foto desde luego parece una pintura de cuidados y delicados tonos. En cuanto a que sirva a los expertos para orientarse con su significado… no se… Hay una tercera mamblita que despista demasiado, a mi entender.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: